Buscar título en este blog

Duelo de alfiles. Vicente Valero



Escribe el autor en la página 121: No podía decir –estirando mucho, por su puesto, aquel hilo íntimo e infinito que nos permite seguir en la oscuridad el rastro informe de todas las confluencias- que me encontrara del todo desvinculado de aquellas y de otras muchas circunvalaciones, visibles o invisibles, de aquellos pasos, libros, sueños, cartas, deseos, cuadros, augurios, temores: fragmentos esparcidos que habían encontrado en mí, como lector viajero, durante unos pocos día y en unas pocas páginas de cuaderno, a su más insospechado y perplejo imán.
Quien imanta a Valero son los pasos confluyentes de cinco grandes escritores: Nietzsche, Rilke, Kafka, Benjamin y Brecht.

MUJERES DE OJOS GRANDES.Ángeles Mastretta. RECUERDOS Y REALIDAD DE LA MUJER TEGUESTERA. Josué Ramos






Al conmemorarse el Día Internacional de la Mujer y el Día Internacional de la Mujer Rural he tenido la inmensa suerte de encontrar estos dos libritos.
La mujer ese ser que lleva un hijo durante nueve meses en el vientre y toda la vida en su corazón, ha sido injustamente tratada, pues desde edad temprana ha tenido que trabajar y sufrir.
En la época en que sitúa los personajes Mastretta natural de Puebla (México), la mujer era educada para tener marido, hijos y casa, ese era todo su pobre horizonte, aunque en muchos aspectos, sean muy capaces de eclipsar a los hombres. Mujeres de ojos grandes muestra una serie fruto de la imaginación de la autora a las que llama tía; la tía es la hermana del padre o de la madre en relación con una determinada persona. En mi caso las tías por línea materna se llamaban: Antonía, Aurelia y Conchita. En el caso que nos ocupa son 36 tías que dan origen a igual número de capítulos, aunque unos más extensos que otros, escritos con una exquisitez que le pertenece sólo a la mujer. Anécdota curiosa es la mención que hace del tío Abelardo, utiliza algunas palabras para las que necesariamente hay que emplear el diccionario. Se detiene en una abuela que ha cumplido 103 años, la cual tiene vivos a cinco de sus hijos, y le han dado nada menos que setenta y dos nietos.
La lectura es entretenida y sorprendente dando al final un consejo para la vida: “No arruines el presente lamentándote por el pasado ni preocupándote por el futuro”.

En el caso de “la mujer teguestera” las dificultades eran aún mayores, pues a la condición de mujer se añadía el tener que vivir en el mundo rural con lo que tenía que dedicarse a labores del campo y al cuidado de los animales. En este caso han abierto su corazón veinte mujeres extraordinarias que hacían con su trabajo lo posible y lo imposible por el bienestar de su familia. Nacieron en los años 30 época de guerra y de dificultades para obtener alimento, pues había bien poco para comer y tenían que emplear la imaginación para poder subsistir. La más longeva de estas heroínas es Dª. María la maestra que ha alcanzado la edad de 92 años y nunca le puso ninguna dificultad a ningún niño, pues la puerta de su escuela  siempre permanecía abierta. Otras mujeres tuvieron que emigrar a Venezuela donde se casaron con maridos que eran del mismo pueblo, regresando al pasar el tiempo nuevamente a Tegueste, una extensa zona próxima a La Laguna que abarcan los caseríos del Portezuelo, las Toscas, el Socorro, Pedro Alvarez y el propio núcleo Teguestero.
El libro nostálgico y emocionante ha sido editado por el Ayuntamiento de la Villa de Tegueste como homenaje y reconocimiento hacia la Mujer.


Los volcanes de Canarias. Varios.




Siempre ha llamado la atención en el archipiélago el que seamos tan distintos a pesar de existir una comunicación visual entre sus islas. En los habitantes aborígenes las diferencias son claras: desde la cerámica a los enterramientos. Si hubieron de llegar por mar, parece extraña la poca curiosidad por establecer contacto con alguna isla vecina. Al igual ocurre en la actualidad, en un tiempo de comunicaciones y globalidad, por suerte, los palmeros siguen con su hablar canoro, los herreños con su buen castellano, los canariones continúan jugando a los “dado en las duna a las do” y los gomeros de tontos no tienen ni un pelo.
¿Y si esas diferencias fuesen geológicas a pesar de tener el archipiélago un origen común de carácter volcánico? Tan iguales y tan distintas. En unas está presente el estrato basal, en otras las playas levantadas, los restos fósiles de corales, los deslizamientos, la actividad magmática reciente en los dos extremos del archipiélago, el adormecimiento inexplicable como en la Gomera.
Qué bueno poder contar con este gran laboratorio geológico en nuestras islas y qué poco provecho le sacamos.

NECESITAMOS NOMBRES NUEVOS. NoViolet Bulawayo


NoViolet Bulawayo seudónimo de Elizabeth Zandile, natural de la República de Zimbabue, uno de los países con un índice de Desarrollo Humano más bajo, ha obtenido a sus 38 años numerosos premios literarios y ha sido finalista de otros. En la actualidad es profesora de la Universidad de Stanford ubicada en California.
Escribe con una prosa interesante, sincera y fresca sobre la capacidad infinita que poseen los seres humanos para hacerle frente a las adversidades que presenta la vida en cualquier lugar de este mundo.
El libro se inicia en un barrio de chabolas denominado nada menos que Paraíso, donde Darling la protagonista, con sólo 10 años se mueve acompañada de sus amigos con la frescura y sinvergonzonería propia de la edad y el lugar. Como el hambre aprieta no le queda más remedio a la pandilla que dedicarse a robar guayabas en Budapest, un barrio cercano habitado por personas de raza blanca, puesto que no tienen para comer. Además vienen las excavadoras destrozándolo todo, derribando las casas y las escuelas, para colocar en otra zona a la pobre gente. La verdad que se oye el ruido de las palas mecánicas. Por otra parte Chipp con once años, componente de la pandilla se encuentra embarazada y hay que ingeniárselas para que pueda abortar. La venida del padre enfermo da mucho de sí. La tía Fostalina se encuentra en Estados Unidos y quiere que Darling emigre, pero al llegar se da cuenta que no era la tierra prometida. El episodio sobre la nieve es digno de ser recordado. A medida que se va avanzando en la lectura, van creciendo los
personajes, con lo que los problemas van siendo mucho más serios; se incrusta en el corazón la frase “teníamos miedo de que nos detuvieran por educar a nuestros hijos como nos educaron a nosotros”
Llega el momento, casi sin darte cuenta en que pasas la hoja y el libro termina con lo que lamentablemente también lo hace la lectura.

El año del hambre. Aki Ollikaine.



El año del hambre lo provoca una catástrofe natural. Es Finlandia, corre el año 1867. Las heladas han dejado el campo estéril y sus habitantes se ven obligados a abandonar sus casas con la esperanza de llegar a San Petersburgo. Para muchos, las cunetas blancas serán su tumba. La supervivencia de quienes se desplazan junto al afán de conservación de quienes aún piensan aguantar crea situaciones de violencia al tiempo que de humanidad.
Una novela muy actual si la trasladamos al problema de los refugiados y los emigrantes, solo que en este caso las catástrofes naturales son creadas por el hombre.

Misterios de las noches y los días. Juan Eduardo Zúñiga



Son cuarenta los misterios. Cuarenta relatos que parten de situaciones comunes de la vida diaria y que en un renglón atraviesan el espejo y presentan otra realidad que se mueve entre la extrañeza y lo incomprensible. Cada uno de ellos deja el misterio a interpretación del lector.
Al ser el autor un especialista en lenguas eslavas muchos de ellos se desarrollan en ambientes romaníes, zíngaros o gitanos.

EL PEREGRINO DE COMPOSTELA. Paulo Coelho.

   
Es la primera novela de Paulo Coelho que trata del recorrido del Camino de Santiago por el año de 1986. Inicialmente se encuentra con Petrus, su guía durante todo el camino, un ser excepcional con el que pasa la mayor parte del tiempo, aprovechando para aprender todo lo necesario a lo largo de las sucesivas y agotadoras jornadas hasta alcanzar la feliz culminación.
Al principio la lectura se puede considerar interesante y llevadera, a medida que se avanza el estilo se va haciendo psicodélico y esotérico de difícil comprensión, llegando a pensar que está escrito en otro idioma que no es entendible. Hay un mapa orientativo, aunque los peregrinos pasan por lugares que no se encuentran señalizados en el mapa. El guía somete a Paulo a pruebas difíciles de realizar; le enseña prácticas, ejercicios y rituales que le sirven para el camino y para afrontar la vida, repartidos en el libro artísticamente recuadrados y fácilmente localizables. Para colocar al lector en una nube aparecen aspectos como: “La ley del Retorno” , “El Ejercicio de la Velocidad” , “El Camino del Poder” , “El Buen Combate” , “El Punto de la Crueldad” ,“ El Ritual del Mensajero” , etc.
Impresionante es la Cruz de Hierro entre Foncebadón y Manjarín; en las últimas etapas estaba Paulo descansando en Villafranca del Bierzo, cuando aparece una niña que le indica que puede llevarlo hasta el Portal del Perdón en la iglesia de Santiago Apóstol un templo situado allí cerca , pues quien cruza el Portal tendría las mismas indulgencias, como si llegara a Santiago de Compostela, también se encuentra con un hombre, llamado Ángel que se ofrece a enseñarle la iglesia de San José Obrero, por puro amor a Villafranca del Bierzo.
El peregrino se pasa todo el camino intentando encontrar una espada, aunque no sabía cuál era la utilidad que le iba a dar, y sólo cuando falta poco en un altar de una ermita el Maestre tiene la espada en la mano, cediéndosela y pidiéndole que la tomara por el puño. Una vez en posesión de la espada, parece que se olvida de la peregrinación, toma un avión y viaja a Brasil.