Buscar título en este blog

Los últimos caminos de Antonio Machado. Ian Gibson.



Poesía e historia a un tiempo. De Collioure a Sevilla, aunque en realidad fue al revés. De las fuentes y naranjos a orillas del Guadalquivir al exilio en Francia pasando por Soria, Jaén, Madrid Valencia, Barcelona, al tiempo que evoluciona e involuciona la España del 98, la del 27, las nuevas ideas al margen del control eclesiástico y la debacle civil. El vivir y el sentir del poeta acompañado con sus versos y el amor de Leonor, con quien se casó cuando ella tenía quince años y él le doblaba la edad, y el amor platónico con Pilar de Valderrama, su musa, Guiomar. 

Teoría del viaje. Michel Onfray.


Interesante y curioso. El viaje desde otra perspectiva. El viaje como tal, sin más. El porqué del viajar, ese deseo, ese hecho de sentirnos más pastores que agricultores, más nómadas que sedentarios. Y luego el destino a elegir, el deseo que va en aumento, la planificación o el dejarlo todo a la buena de Dios, lo que hacemos durante el viaje para mezclarnos o para vivirlo en soledad, el atrapar la memoria a la velocidad del diafragma o con un apunte, con un olor o al tacto; el encontrarse con la propia subjetividad en torno a la idea preconcebida de lo visitado. Y luego el regreso, recuperar el lugar deshabitado. 

Los asquerosos. Santiago Lorenzo.


A raíz de un incidente con un antidisturbio en el zaguán de su casa, el protagonista huye hasta dar con una aldea vacía. Cuenta con poca cosa, el coche, algo de comida y la ayuda de un tío suyo por medio del teléfono móvil. Comienza así el discurrir de Manuel en la más absoluta soledad a la que va cogiendo regusto, en la que acaba encontrándose cómodo, cada vez menos dependiente de las comodidades de la ciudad.
Hasta que llega una señora a alquilar la casa contigua. Con ella sus hijos, sus nietos, sus amigos, los amigos de sus amigos, todos ellos con la idea de huir de la civilización pero sin olvidar sus coches, televisiones y cuantas comodidades y obras en la casa sean necesarias. Manuel pone en marcha un plan para acabar con esos asquerosos de ciudad.

Contada con un lenguaje en ocasiones erudito y en otras de barrio la trama engancha y pone en un brete al lector que acaba entonando el mea culpa por sus comportamientos asquerosos en ciudad y campo.





Diez años después de La catedral del mar, Ildefonso Falcones regresa de nuevo a ese mundo que tan bien conoce, la Barcelona medieval. Y lo hace recreando una vez más a la perfección esa efervescente sociedad feudal, prisionera de una nobleza voluble y corrupta, y la lucha de un hombre por salir adelante sin sacrificar su dignidad.


Barcelona, 1387. Las campanas de la iglesia de Santa María de la Mar siguen sonando para todos los habitantes del barrio de la Ribera, pero uno de ellos escucha su repique con especial atención… Hugo Llor, hijo de un marinero fallecido, a sus doce años trabaja en las atarazanas gracias a la generosidad de uno de los prohombres más apreciados de la ciudad: Arnau Estanyol.
Pero sus sueños juveniles de convertirse en constructor de barcos se darán de bruces contra una realidad dura y despiadada cuando la familia Puig, enemiga acérrima de su mentor, aproveche su posición ante el nuevo rey para ejecutar una venganza que llevaba años acariciando.
A partir de ese momento, la vida de Hugo oscila entre su lealtad a Bernat, amigo y único hijo de Arnau, y la necesidad de sobrevivir en una ciudad injusta con los pobres.

LAS BUENAS INTENCIONES. Max Aub


Max Aub nace en París y muere en México; sus padres huyen de la Guerra Europea y se establecen en España, a la que posteriormente tienen que abandonar debido a la dictadura. En el exilio escribió: “El laberinto mágico” que comenzó con “Campo cerrado” terminando veinticinco años después con “Campo de almendros”. Narrador infatigable, también ha escrito cuentos, poemas ensayos literarios y una gran cantidad de libros con una rica prosa de alto contenido muy convincente. Su literatura encuadra en el realismo transcendente, bajo una vertiente vanguardista escribió “Crimen, Una botella o Espejo de avaricia”, motivo por lo que fue perseguido; es de destacar el hecho de que adopta la lengua castellana para su creación literaria,
Algo similar le sucedió a nuestro Agustín Espinosa figura representativa del movimiento vanguardista nacido en 1897 en el Puerto de la Cruz que, al publicar la obra surrealista “Crimen” es atacado por la sociedad conservadora, siendo inhabilitado como catedrático de Lengua y Literatura. Fallece en 1939 en los Realejos con 41años.
Las BUENAS INTENCIONES es el retrato de Agustín Alfaro  viajante de comercio y su familia segoviana tratada con un punto de ironía, donde Max se muestra inflexible con la burguesía de la época, a la que hace culpable de los males de España a principio de siglo XX. Por último mencionar que el libro ha sido anteriormente comentado por Javier en éste Blog. 

Elizabeth Costello. J. M. Coetzee.



Elizabeth Costello es una afamada escritora que en los distintos capítulos es invitada para dar una conferencia. En ocasiones se recrimina el haber aceptado ya que a buen seguro su abordaje del tema a tratar no será de buen gusto para la audiencia. En otras ocasiones no preguntó previamente por el resto de oradores y tendrá que compartir mesa con otro escritor que no es santo de su devoción. En una ocasión, hasta lo tiene que hacer con su hermana, famosa por su obra misionera.
Su manera de enfocar el trato a los animales y su sacrificio para alimentar a la población en unas ocasiones, en otras la forma de tratar el amor o la religión obligan al lector a plantearse los juicios por ella propuestos o bien optar por entender que son cosas de vieja.

LA DAMA ERRANTE. Pío Baroja

  Se encuentra en la bibliografía del BAÚL DE LOS CANGREJOS, y fue localizado en el volumen ll de la obra completa de Pio Baroja, editado en papel Biblia a doble columna con un cuerpo de letra pequeño con lo cual la lectura para la edad que peina uno, se hace laboriosa, pues no pude encontrar la trilogía: LA RAZA
LA DAMA ERRANTE forma parte de la trilogía donde también se encuentra LA CIUDAD DE LA NIEBLA Y EL ÁRBOL DE LA VIDA. La primera, tiene su fundamento en el atentado sufrido por Alfonso Xll al casarse en 1906; el doctor Enrique Aracil y su hija María conocen a Nino Brull terrorista catalán (desde aquella época los catalanes hacían la guerra) por lo que padre e hija al verse involucrados, tuvieron que huir a Portugal. La escritura es profunda e interesante donde se aprende sobre aspectos de la vida y las personas. Narra cualquier cosa que les suceda a María y a su padre sin ahorrar ningún detalle siendo la lectura muy entretenida, manteniendo la expectativa.
NIEBLA era, lectura obligada para los estudiantes de sexto curso de Bachiller en el Instituto Canarias Cabrera Pinto en la asignatura de Lengua y Literatura impartida por D. Germán de Granda (catedrático de pata negra) todo un lujo de profesor, cabe recordar la cubierta en azul del libro, editado en la colección Austral, pero como había otra opción, no se leyó a D. Pio en aquella época juvenil, teniendo que esperar hasta ahora; D. Pio, retoma las andanzas del doctor y su hija en Londres, con todo tipo de detalle, el doctor se casa y ella tiene que trabajar muy duramente para poder vivir. Las conversaciones que se establecen son de una elocuencia y una formalidad avasalladora. Menciona a Dickens y a otros escritores ingleses, también a Dostoyevsky. María encuentra el amor en Vladimir pero no es correspondida.
En El ÁRBOL DE LA CIENCIA da a conocer su punto de vista de la Universidad Española, en los personajes Andrés Hurtado y Julio Aracil que se encuentran en el Instituto de San Isidro para iniciar las clases de Química al principio de la carrera de Medicina, curiosamente fue el Instituto donde tuvieron lugar en 1978 los exámenes de las oposiciones para obtener una plaza de profesor Agregado de Enseñanza Media

Los desertores. Joaquín Berges.




La batalla de Somme es la batalla de las trincheras, de los primeros carros de combate, de la artillería incesante, del barro, de los poetas de la guerra, del cráter de la mina de Lochnagar, en La Boiselle, (vale la pena copiar y trasladar a Google para verlo) de los muertos por doquier de uno y otro bando (más de un millón). La batalla es recordada principalmente por su primer día, 1 de julio de 1916, en el que los británicos sufrieron 57 740 bajas, de las cuales 19 240 fueron mortales. Constituye la batalla más sangrienta en la historia del ejército británico.
No es de extrañar que sabiéndose muertos por la espalda si intentaban regresar, o en el pecho por el enemigo, se constituyesen grupos de soldados de varias nacionalidades que vivieron en tierra de nadie, a la espera de una oportunidad para desertar. Algo más de trescientos de ellos fueron fusilados por el ejército inglés al ser apresados tras su deserción.
De uno de ellos, de Albert, trata esta novela. Más bien del epitafio que su padre inglés ordenó escribir en su tumba que se encuentra en uno de tantos cementerios como hay en esa región de la Picardía. Hasta allí se dirige Joaquín. Su historia, la razón de llegar hasta la tumba, se mezcla con su vida personal en España y la de su familia que logra encontrarlo entre cementerios.

Los demonios. F.M. Dostoyevsky.




El autor vivió deportado algunos años en Siberia al pertenecer a un grupo rebelde a ojos zaristas. Su permanencia en los infiernos engrandece su escritura. Esta vivencia y la muerte de un terrorista ruso le hace plantearse la dinámica interna de las primeras células terroristas que llevan el nihilismo imperante en Europa al extremo ruso: el poder a través de la destrucción, la vuelta a la nada como única forma de poder crear algo nuevo.
De forma lenta, unas trescientas páginas, Fiódor va esbozando la sociedad Rusa, su aristocracia y la vida del campesino en una ciudad a camino entre Rusia y Petersburgo. De Suiza llegan los emigrados y las ideas. Se constituye una célula de cinco personas dispuestas a crear el caos en una sociedad con pocos visos de modificar el estatus. Son los inicios de la futura revolución.
En las setecientas restantes se descubre el nudo y desenlace. En medio, reflexiones sobre el valor de la vida, de las ideas y un enorme despliegue psicológico en los personajes que no dista de ser aplicable a cualquier célula terrorista actual.

MEMORIAS DE ÁFRICA. Isak Dinesen


La baronesa Karen Blixen viaja a África donde su marido ha comprado una gran extensión de terreno que alberga una granja. Desde que llega se siente profundamente enamorada del paisaje, su gente y sus tradiciones. Escribe un libro “Memorias de África” con el seudónimo de Isak Dinesen muy digno de ser leído; a pesar de lo truculento de la situación se lee sosegadamente, el cual ha sido llevado a la gran pantalla, siendo premiado en el 86 con siete estatuillas en la noche de los Oscar La lectura es exquisita y  transporta a otros lugares y a otra dimensión dando la sensación de estar muy lejos en el tiempo. A medida que transcurre todo se va haciendo más asequible. La descripción pormenorizada que hace del paisaje es excepcional, Se enamora de los africanos: los nativos kikuyos, los somalíes y los masáis lo que le hace escribir que “las muchachas somalíes son jóvenes y cautivadoras, hermosas e inteligentes”. Sintoniza con los africanos poniéndose en su misma piel.
 De origen danés era una mujer excepcional como la mayoría de las mujeres, siempre peleándose con las autoridades de Nairobi la capital de Kenia. Fue capaz de llevar su rica vajilla y su cristalería fina hasta su residencia africana, pues gozaba de la vida y de la amistad con sus semejantes, por lo que casi siempre tenía amigos invitados en su casa. Se rodeó de un considerable número de aparceros, que a cambio de la tierra le tenían que trabajar  determinados días del año. Su gran pasión fue la construcción de una plantación de café con su correspondiente secadero y todo lo necesario para exportar el café a Inglaterra. Se siente auténticamente enamorada de la plantación.
A lo largo de su estancia en el continente se encuentra con  una serie de personas que llaman la atención. Ejerce de enfermera y encuentra en la pradera al insignificante niño nativo llamado Kamante enfermo y desnutrido  para el que la autora opina que es “la cosa más digna de piedad que podía imaginarse”. El viejo Knudsen para el que escribe que: “suficiente cantidad de sufrimiento se concentre en un solo punto” El gran jefe kikuyo Kinanjui.
Son espectaculares las fiestas que organiza en la granja coincidiendo con las gnomas  (danzas nativas de los masáis y los somalíes) llegándose a reunir miles de personas. Siempre hay amigos en su casa y llega a enamorarse del cazador británico Danys Finch el cual al regresar de sus safaris se quedaba en la granja donde había instalado sus pertenencias y sus libros; poseía un aeroplano donde llevaba a Karen para disfrutar y sentir el inimaginable paisaje Africano.
Debido al cambio climático el negocio del café va transformándose en poco rentable, pues disminuye la producción y el precio, por lo que tiene que vender la granja. Por si fuera poco su amigo sufre un accidente con el aeroplano junto con su criado siendo enterrado en unas colinas desde donde se ve la casa. Por otra parte  no sabe qué hacer con su gente por la que teme por su futuro. Después de mucho esfuerzo y tiempo el gobierno concede una parte de la reserva forestal a los aparceros pues no querían ser separados con lo que la escritora regresa a Europa donde muere.